Tiempo de Ayudar a los Demás

Andy-Hero-Slider2

A sus 18 años, Andy Arreaga era como cualquier otro joven en Puerto Rico––jugaba baloncesto, fútbol y levantaba pesas. Pero un día su vida cambió cuando una lesión en la pierna izquierda lo alejó del deporte y lo mantuvo en cama por un mes. Desde ese instante, Andy empezaría una batalla de muchos años contra la obesidad que jamás pensó sobrevivir. Al final, Andy superó las adversidades, perdió peso, mejoró su nutrición ¡y ganó el Premio Mayor de $100,000 del Reto Beachbody!

“Pero no fue fácil”, recuerda Andy ahora a sus 32 años. “Antes de Beachbody, yo tenía un carácter fuerte y siempre estaba a la defensiva. Mi familia me dice que siempre estaba enojado y de mal humor. Debido al sobrepeso, estaba mal emocionalmente, y mi salud se deterioraba día tras día”.

Andy llevaba un estilo de vida autodestructivo. No medía sus porciones, comía a la hora que quería y encima tomaba alcohol. “¡Comía como loco! Por ejemplo, después de tomar, me comía una tripleta”, relata Andy con asombro (una tripleta es un sándwich de tres carnes que incluye churrasco, cerdo y jamón envuelto en pan criollo, similar al pan francés). Debido a esto, Andy no podía caminar ni un solo kilómetro. En su peso más alto, ¡llegó a pesar 450 libras! Ya no se veía en el espejo; no quería ver ni aceptar la realidad. Pero la realidad le llegó como un balde de agua fría.

Palabras fuertes
En diciembre del 2010 Andy tuvo una experiencia que lo haría reaccionar. Después de una noche de fiesta, cuando iba rumbo a su casa sintió un fuerte dolor en el pecho. A la mañana siguiente, el dolor no desapareció . “Fui con mi doctor, quien también es mi amigo y lo considero mi hermano, para revisarme”. El Dr. Sepúlveda ya conocía la condición de Andy, y siempre le había pedido que cuidara su peso, pero Andy no le había hecho caso––hasta ese día. “Él me dijo que si seguía así ya no iba a ser mi doctor; que mejor me buscara otro, porque me iba a morir” dice al recordar aquel día. Fue una cruel llamada de atención.

Andy reflexionó sobre su situación, y como propósito de año nuevo, decidió perder peso. También hizo sacrificios más allá del ejercicio y nutrición. “Poco a poco dejé de ver amistades con las que bebía. De hecho terminé mi relación con mi novia. Fue duro, pero ella no me daba el apoyo que necesitaba en ese momento. Yo estaba decidido a lograr mis metas, y si alguien se interponía, lo alejaba de mi vida”.

De esa manera, en enero del 2011, empezó con los DVD de INSANITY® que le prestó un amigo. “Los primeros días hacía únicamente tres minutos. No podía más”, comenta Andy. Con el tiempo fue aumentando su resistencia hasta lograr la rutina completa. “¡En seis meses de hacer INSANITY, bajé 100 libras!” Fue una situación que le demostró a Andy que sí era posible recuperar su vida, sin embargo tenía una nueva preocupación: su piel. Debido a que había perdido una gran cantidad de peso, tenía la piel flácida. Era necesario otro plan de acción.

Día a Día
Andy buscó ayuda. Fue cuando encontró al Entrenador Diamante 2 Estrellas Hiram Santisteban y el Equipo “Día a Día” (Team Day by Day). “Yo hago mercadeo en las redes sociales y Andy me encontró a través de Facebook” narra Hiram. “Cuando me habló sobre él y me dijo por lo que estaba pasando, es como si me estuviera escuchando a mí mismo. No solo necesitaba a alguien que lo guiara, sino también a alguien que hubiera pasado por lo mismo. Esa es la belleza de ser Entrenador”, cuenta Hiram con efusividad.

A pesar de haber encontrado a Hiram, Andy aún tenía dudas en cuanto a la nutrición. Esto fue un reto para Hiram, porque sabía que primero tenía que establecer una relación de amistad y confianza. “Andy es un tipo testarudo. Si le presentas tres opciones te pide una cuarta, y lo entiendo. Cuando sufres de sobrepeso, aprendes a ser fuerte. Eres juzgado por cómo te ves y no por cómo eres. Pero cuando vio lo que estábamos haciendo en el Equipo y entendió nuestra filosofía, explotó su potencial. Ahora lo considero mi hermano”, describe Hiram orgullosamente.

Andy gradualmente fue perdiendo peso con la ayuda de Hiram, y en diciembre de 2011 (un año después de haber sufrido de dolor en el pecho), su peso era de 310 libras. Es decir, ¡140 libras menos! Pero su transformación no terminó ahí. Continuó hacia las 270 libras en agosto del 2012 y al llegar a la Cumbre de Entrenadores en junio del 2013, ¡Andy pesaba 220 libras!

La vida le ha cambiado a Andy a tal grado que inspira a otros a transformar sus vidas. “La clave es la educación. Cuando educas a alguien, nunca le puedes quitar ese aprendizaje. Los premios van y vienen, pero la educación es para siempre” expresa Hiram. Gracias a su impresionante transformación, Andy es un símbolo de esperanza para muchos que desean una vida más sana, y tiene la responsabilidad de hacer algo extraordinario.

Invita. Invita. Invita.
Andy ahora invita a las personas a que acepten el Reto, y aunque muchas veces el precio es una objeción, él les recuerda la diferencia entre pagar por algo que te mantiene saludable o pagar mucho más un tratamiento médico. También asiste a todos los Clubs en Forma que es invitado. “Continúo aprendiendo de Hiram. Si necesito hablar con un Cliente Potencial, tenemos una plantilla con los puntos clave que utilizamos”, expone Andy. “Además, los Entrenadores nuevos también reciben chats de nutrición cada dos semanas”. Andy relata que también comparte los videos de Shakeology en español. “No les hablo de todos los ingredientes, simplemente les doy una muestra y le hago seguimiento enviándoles los videos”.

Sé prueba de que los productos funcionan
Asimismo, Andy comparte las Historias de Éxito de sus Entrenadores. “No solamente muestro mis fotos del antes y después, también muestro las de mis Entrenadores descendentes que han perdido peso”. Desde el punto de vista de Andy, esta es una forma de demostrarles que no sólo logró perder peso, pero también puede enseñarle a otros a lograrlo. Aunque tampoco descansa en sus laureles. Andy ha hecho los programas de ejercicios INSANITY®, P90X®, P90X2®, INSANITY: The Asylum® 1 y 2, Les Mills COMBAT® y actualmente Body Beast®. Todo esto aunado a las actividades al aire libre que practica. Por ejemplo, recientemente corrió una carreras de 5 kilómetros y cumplió un sueño de toda la vida: ¡tirarse de la tirolesa!

Desarrollo personal
Actualmente Andy es Entrenador Esmeralda, sin embargo, su meta es llegar a Diamante 2 Estrellas a corto plazo y a Diamante 5 Estrellas para principios del 2014. Para lograrlo, está enfocando su negocio en la duplicación. Ya tiene programado asistir a un seminario sobre duplicación junto con su Equipo y asiste constantemente a las reuniones organizadas por otros Entrenadores de Puerto Rico. Además, tiene una meta muy clara para la próxima Cumbre de Entrenadores, “Aspiro a ser Diamante 10 Estrellas sabiendo que estoy ayudando a las personas y sirviéndoles. Quiero estar enfocado en mi Equipo”. Hasta el día de hoy, lo está haciendo. Cuando Hiram no puede responder a algo en el grupo de Facebook, Andy responde. “Mi hermana también aprendió de nutrición y bajó de talla 18 a talla 13. Eso es lo que ha creado la duplicación. Empecé enfocado en mi alimentación y salud, ahora estoy enfocado en la duplicación”. Si bien está triunfando, sus planes no terminan ahí, Andy quiere erradicar la obesidad infantil y desea tener sesiones de ejercicios en donde participen niños.

“He disfrutado el camino hacia mi nuevo yo. La gente dice que gané $100,000, pero en realidad gané salud, vida y felicidad. ¡Soy el ganador del Reto Beachbody!”, expresa Andy con orgullo.

Libro de Tácticas del Entrenador:

  • Proveer valor
  • Educa: Enséñale algo a alguien
  • Cura la ignorancia: Haz todas las preguntas posibles para que puedas esclarecer lo que piensan que ya saben tus Clientes Potenciales
  • Nunca es un “no”, es simplemente un “aún no”